Bieninformado

POLICÍA DEFICIENTE Destacado

Valora este artículo
(0 votos)

 

En Tonachi todo inició con el robo de una camioneta

 

La Agencia Ministerial no quería levantar las evidencias de sangre y negó información, denuncian. 

Tres jóvenes, uno de ellos un menor de edad, fueron asesinados en un paraje del ejido de Tónachi el pasado 28 de abril, en tanto que dos personas están desaparecidas desde el día de los hechos de sangre, informaron familiares de los difuntos quienes manifestaron su malestar contra la policía ministerial del estado por no actuar conforme a la ley y sus responsabilidades periciales. 

La policía Ministerial del Estado en esta ciudad serrana, negó información de los hechos registrados en Tónachi, arguyendo el comandante de guardia, quien negó su nombre, “solo en Parral, con el de comunicación social pueden dar la información. Nosotros no estamos autorizados a proporcionar nada”, lo cual es mentira, ya que nunca dan información por teléfono, como consta al reportero. 

Los hoy occisos se llamaban en vida Elzer Palma Payan de 21 años; Héctor Fabián Payán Contreras de 20 años y Gerónimo Alonso González de 16 años de edad de origen rarámuri quien había pedido un aventón para recoger una ropa en Tónachi que le daría su padre, según expresó el encargo de la funeraria local donde están velando a los difuntos. 

Los dos desaparecidos, de acuerdo de Elzer Palma, padre de uno de los jóvenes asesinados, se llaman Edar Josué Payán Olivas de 30 años aproximadamente, y Fabian Payán Escárcega de 44 años quien es el comisariado ejidal de Tónachi. 

“Todos son familiares”, expresó Elzer Palma. 

De acuerdo a la versión de don José Payán, Abuelo de dos de los asesinados y padre del desaparecido Fabían Payán Escárcega, el pasado jueves 28 de abril, entre las 10 y 11 de la mañana transitaba en vehículo por el rumbo de la Gobernadora y sorpresivamente unos sujetos lo pararon y le quitaron la troca, dejándolo a pie en pleno bosque. 

Atrás de don José Payán venían sus nietos y el niño indígena, hoy occisos, en otra troca, que traína unos fierro para el aserradero del ejido. 

Más tarde se informaron que habían sido asesinados por sujetos desconocidos, se indicó. 

El padre del joven Elzer Palma Payan, Elzer Palma, denunció que los familiares de las victimas presionaron a las autoridades de la Agencia del Ministerio Público, para que fueran a dar fe y recoger los cadáveres, a que cumplan con su trabajo, así como iniciar la búsqueda de los desaparecidos. 

El encargado de la funeraria local, expreso que los policías fueron a pedir bolsas para trasladar los cuerpos sin vida “que ni para eso tienen”, los cuales fueron rechazados en el interior de la funeraria por los familiares de los difuntos quienes les gritaron “rateros con charola”, enfatizó Elzer Palma. 

 

 

Más Leidas

Lo Más Visto

Nota Roja

Error: No hay noticias

Lo Más Reciente

Más Noticias

© Todos los derechos reservados, bieninformado.mx 2011