Bieninformado

ES COSA SERIA

Valora este artículo
(0 votos)

 

 

Los niños, principales víctimas de la Meningitis

 

Con el Doctor Sarbelio Moreno Espinosa, médico pediatra; pudimos conocer más acerca de un padecimiento que poco a poca se ha hecho más presente en México.

La Meningitis por meningococo afecta principalmente las vías respiratorias altas. Comienza como un cuadro gripal normal y puede comenzar posteriormente con deterioro de conciencia, crisis convulsivas o alguna lesión de un sitio en un lugar en específico.

La meningitis meningocócica es una infección bacteriana grave de las membranas que rodean el cerebro y la médula espinal. La presencia de esta enfermedad en el mundo se registra principalmente en el África subsahariana, en el llamado cinturón de la meningitis, que va desde el Senegal al oeste hasta Etiopía al este.

Un padecimiento que puede llegar a afectar los nervios craneales, auditivos y lleva también a la desorientación y dolores en la nuca, nos hablan de un padecimiento que puede llegar a mostrar sus síntomas en un lapso de 4 a 10 horas ocasionando también algo llamado coagulación intravascular diseminada.

En México, los principales focos de infección se presentan en Tijuana. Los principales factores que influyen para que esta enfermedad se propague se relacionan con lugares altamente conglomerados y donde la convivencia con personas de diferentes etnias sea más común.

La recomendación

En México el grupo más común es el C y existe una vacuna contra el meningococo capaz de cubrir la mayoría de los casos que se pudieran presentar, la recomendación es ponerla a partir de los 9 meses, si se pone antes de los dos años, son dos dosis.

Si tiene más de dos años se pone una sola.

Si va a vivir en un internado es obligatoria la vacuna de meningococo.

En América es considerada ya una enfermedad que ha marcado presencia, en Sudamérica en países como Brasil y Argentina. Finalmente siendo parte de este fenómeno de la globalización en el que nos vemos inmersos día a día, tenemos entonces que cumplir y aprender a adquirir una cultura de la prevención posible, es decir, que simplemente utilicemos los recursos que ya existen para poder evitar complicaciones de esta y cualquier enfermedad que se pueda prevenir.

 

 

 

 

Más Leidas

Lo Más Visto

Nota Roja

Error: No hay noticias

Lo Más Reciente

Más Noticias

© Todos los derechos reservados, bieninformado.mx 2011