Bieninformado

CONOCIMIENTO DE UNO MISMO

Valora este artículo
(0 votos)

 

Un equipo de científicos de Harvard encontró el origen físico de nuestra conciencia

 

La psicología define a la conciencia como el conocimiento de uno mismo y del entorno o como la habilidad de entender y responder a la moral de nuestras propias acciones. De hecho, se considera que la conciencia nos permite diferenciar entre lo bueno y lo malo. En la psicología, se considera que la conciencia es lo que conlleva a sentir culpa y arrepentimiento cuando cometemos acciones que difieren de la moral y los valores de integridad.

 

Los valores morales son en principio establecidos por las normas y reglas de una sociedad o comunidad, pero también pueden tener una procedencia más personal. 

 

Por mucho tiempo la ciencia buscó comprender a la conciencia, en términos más que nada científicos y tangibles. En particular, la neurociencia se ha enfocado en determinar de dónde proviene la conciencia y cómo funciona. Ahora, una nueva investigación parecería haber encontrado su origen físico. 

 

Los componentes de la conciencia 

 

La conciencia está compuesta por dos componentes esenciales: la excitación y la percepción (darse cuenta). Cada uno es activado en una región del cerebro. 

La excitación es el estado de estar despiertos que se obtiene mediante la activación del sistema reticular que se encuentra en el tronco del encéfalo, junto con el sistema endócrino y el sistema nervioso autónomo. Cuando esto sucede, la presión arterial, la frecuencia cardíaca, la movilidad y los sentidos comienzan a incrementar.

En cambio, los científicos nunca lograron determinar con certeza dónde se activa la percepción o el «darse cuenta», aunque creían que se encontraba en una región del córtex.

Regiones del cerebro vinculadas a la conciencia

En este estudio, los científicos reportaron que en pacientes que se encuentran en estado vegetativo estas tres regiones estaban comprometidas. Las personas que están en coma tienen el cerebro en perfectas condiciones, pero no despiertan nunca, y esto se debe a que las regiones involucradas con la consciencia no se logran activar. Por lo tanto, estas tres regiones específicas podrían vincularse a la conciencia.

Una de estas regiones es la ya mencionada región donde se activa la excitación, pero lograron determinar exactamente dónde sucede. Las otras dos regiones pertenecen al córtex y están vinculadas con la región pontine tegmentum dorsolateral rostral que se encuentra en el tronco del encéfalo. Una de estas regiones se encuentra en la córtex insular anterior y la otra en el córtex del cíngulo anterior. Según suponen los científicos, estas regiones podrían activar la percepción.

Estos resultados son un gran avance para la neurociencia y garantizan una mayor comprensión de nuestra mente. Además, podrían ser la base para nuevas operaciones o tratamientos de los estados vegetativos o del estado de coma.

 

Más Leidas

Lo Más Visto

Nota Roja

Error: No hay noticias

Lo Más Reciente

Más Noticias

© Todos los derechos reservados, bieninformado.mx 2011